Este proyecto comenzó a principios del segundo semestre de 2016 en el Corregimiento de San Basilio y puesto en marcha por los estudiantes de Administración de Empresas, con el objetivo de desarrollar una actividad de beneficio general a una comunidad.

En la presentación del proyecto se acordó entre los estudiantes, que sería muy importante dejar algo que beneficiará a la comunidad y mejorar las condiciones del escenario deportivo del colegio.

El grupo de estudiantes de la FUSM realizaron campaña de donaciones, venta de gorras, búsqueda de patrocinio para llevar el aporte a la comunidad.